Padres se negaron a cancelar el embarazo de su bebé con labio leporino, ahora míralo 2 meses después.

Padres se negaron a cancelar el embarazo de su bebé con labio leporino, ahora míralo 2 meses después.

En el mundo, cada día nacen millones de niños con” malformaciones” en sus labios o labio leporino como se le conoce normalmente. En esta oportunidad, la historia de Sara Heller y su pareja Chris Eidam, sí que te va a tocar el corazón, ya que, como padres primerizos, tienen mucha preocupación y también mucha ilusión. En este caso, la pareja llamaría a su primer hijo Brody, pero todo estaba por cambiar de un momento a otro, ya que los especialistas, descubrieron en la semana 24 de gestación que algo no andaba bien con el feto.

A través de las ecografías, los especialistas pudieron determinar, que el bebé de Sara Heller y su pareja Chris Eidam presentaba un grave caso de labio leporino, en muchos casos, se trata de una leve separación en el labio, pero en el caso del pequeño Brody, se trataba mucho más que una pequeña separación. Frente a la difícil situación, los especialistas les preguntaron a los padres primerizos si querían continuar con el embarazo, ya que se trataba de un caso único en el mundo.

Sin pensar, los padres primerizos decidieron continuar con el embarazo, ya que, con la experiencia, podrán hacer posible que las personas vean de otra forma como es el labio leporino.

“Está bien estar orgulloso por un hijo, sus circunstancias no importan. Nosotros queríamos cambiar la forma en que las fotos de bebés recién nacidos siempre suelen ser. Queríamos crear conciencia sobre el labio leporino.”

Tal como lo comentamos en líneas anteriores, todos los años nacen bebés con diferentes formas de labio leporino, según especialistas, las causas de esta “malformación”, podrían ser es genéticas. Los niños que nacen con esta condición, normalmente sus primeros dos años de vida pasan por muchos procedimientos quirúrgicos y tratamientos de rehabilitación, para así poder a aprender a comer y a hablar de forma adecuada.Volviendo al caso de Brody, sus padres no tenían los recursos suficientes para sus procedimientos quirúrgicos, pero ante la situación tan compleja, la pareja decidió tener al bebé, para así poder darle a la sociedad un gran ejemplo de las personas con labio leporino.

Después del nacimiento de Brody, su madre, Sara Heller, a través de las redes sociales comenzó a recibir fuertes comentarios sobre el aspecto de la cara de su bebé. En uno de esos comentarios, una persona le comentó” ¿Qué le ocurre en su cara?”. Frente a esta pregunta, Sara se quedó en shock, pero en lugar de enfadarse, comenzó una campaña para cambiar el enfoque que tienen muchas personas sobre el labio leporino.

” Yo decidí educar en lugar de tener confrontaciones. Así quisiera que Brody haga en el futuro también. Yo quiero que él le enseñé a otros y que sea un modelo para otros niños con el labio leoprino.”